Ella me decía: Nací para ser putita, TU putita, amor mío!
Había fantaseado tantas veces con hacérmelo a mi misma que ahora ansiaba probarlo.Siempre me pregunte como seria hacérselo a otra chica, solo el hecho de pensarlo ya me excitaba. Inventábamos maneras de cojernos, Carla pronto quiso ser también mi Machita, cojiéndome a mí con una gruesa pija sujetada por un arnés, y me montaba a los alaridos para domarme y clavarme, ella me ensartaba a mí y luego yo a ella, y vuelta.De ser inicialmente mi Putita, Carla pasó a ser mi Noviecita, mi Amantita y mi Esposita, siempre espantosamente degenerada y putita. .Aunque con poca experiencia, mi novio apenas me había sacado un orgasmo por cada relación y en algunas me había quedado insatisfecha El papá de Rosita platicaba mucho conmigo cuando yo los visitaba, veía cierto brillo en sus ojos cuando me hablaba. .Hasta el dia siguiente fue cuando fui con ella vi que estaba agachada y pues ya era hora y fui a agarrale el culo ella solo se feliz navidad puta levanto y me dijo "que ya quieres" y acento la cabeza a una de las bancas y simplemente.Entonces la peli cambió y yo bajé el ritmo para no irme enseguida.Camalenga: Jalas de mi cabello hacía tu pecho y me penetras con fuerza mientras tu otra mano acaricia mis pezones; muerdes mi hombro y me arrojas hacía la cama para que regrese a cuatro, con la verga empapada das golpecitos a mi culito, suavecitos.Comienzas despacio, sostienes mis nalgas y te balanceas popo a poco, arrugo las sabanas con mis manos y comienzas a moverte con rapidez, en cada embestida mis tetas vuelan y se mueven de un lado a otro, tus huevos chocan con mi vagina mojada.Pero gracias al cielo ella no se dio cuenta mientras me hablaba de lo maravilloso que era poder pasar con nosotros el fin de semana y de lo bien que lo pasábamos juntas de pequeñas jugando a maquillarnos y hablando de chicos.No puedo evitar sorprenderme a mi misma fantaseando en como seria hacerlo con otra.Nosotras gritándole partidas de risa y el esforzándose en quitarse los pantalones y ponerse el bañador debajo de la toalla sin que se viese nada.Ella me siguió y rompimos a carcajadas en una de esas explosiones contagiosas que no puedes parar.



Un porrazo borracha con la bici en mitad de la noche no era lo que más me apetecía.


[L_RANDNUM-10-999]